Carlotto, pese al ADN negativo: “Ojalá alguno de ellos sea”

La presidenta de Abuelas se refirió así a Marcela y Felipe Noble Herrera. Y buscó relativizar los resultados de las pericias genéticas. El caso Noble Herrera.

La titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, buscó minimizar ayer los resultados negativos que dieron los dos primeros cotejos de ADN de los hermanos Marcela y Felipe Noble Herrera con el Banco Nacional de Datos Genéticos (BNDG) y manifestó su deseo de que “ ojalá alguno de ellos sea” hijo de desaparecidos. Carlotto también señaló que a las Abuelas “nos dicen que pidamos disculpas pero disculpas deberían pedir el estado terrorista que borró las huellas de nuestros familiares, disculpas deberían pedir quienes ocultan información para que no podamos encontrar a nuestros nietos, quienes utilizan nuestro dolor para hacer oportunismo político”.

En una conferencia de prensa realizada al mediodía, la titular de Abuelas de Plaza de Mayo consideró que “no existe un resultado negativo” en los exámenes realizados la semana pasada para establecer si Marcela y Felipe son hijos de desaparecidos, porque sus ADN no pudieron cotejarse con los de “tres familias”. Pero al mismo tiempo sostuvo que “la realidad es que nunca dijimos son (hijos de desaparecidos), dijimos pueden ser, como en todos los casos”. Antes del examen, Carlotto había llegado a hablar de “apropiación” en diversas apariciones públicas.

Luego de que dieran negativos los cotejos con las dos familias querellantes en la causa, esta segunda tanda de análisis incluyó más de 50 casos entre los cuales habían tres muestras incompletas, por la falta de material genético de alguna de las ramas familiares, ya sea materna o paterna. Estas tres muestras tampoco pudieron ser cotejadas en los otros 2.700 casos analizados en el BNDG, según reconocieron ayer las mismas Abuelas en un informe. (Ver: “Otros 2.700 casos …).

“La información de tres familias no alcanza para excluir o confirmar si Felipe y Marcela mantienen parentesco o no con ellas”, dijeron las Abuelas en un comunicado que leyó ayer Carlotto. “Es por eso que no existe un resultado negativo. Las Abuelas continuamos expectantes a los nuevos cotejos (que incluirán casos de desparecidos a partir de 1977, cuando los jóvenes ya habían sido adoptados) y a la posibilidad de que el Banco se complete para saber si Marcela y Felipe son o no hijos de desaparecidos. El cotejo con el resto del Banco continuará luego de la feria judicial, solo entonces habrá concluido la pericia”.

Carlotto cargó contra los medios. “Lo lamentable es que algunos medios no dicen la verdad. Tergiversan la realidad, dicen que se cierra la causa, hablan como que hemos mortificado, victimizado desde nosotros a estos jóvenes, y no es cierto”. Si bien en un momento recordó que el caso Noble Herrera se refería a “una adopción, no una sustracción”, luego mencionó varias veces la palabra apropiación. “La realidad es que el que apropia un chico, tenga el nombre que tenga y el dinero que tenga, si es ilegal y bajo el terrorismo de Estado, es un delincuente. Sea quien sea. Y nosotros buscamos eso, en ese camino estamos . Si no llegan a ser vamos a tener que empezar la búsqueda de aquellas abuelas o familias que se ilusionaron. Nos pasó muchísimas veces, no es el único caso. Si llegan a ser, ojalá alguno de ellos sea, el camino de ellos empieza para la libertad y la verdad”, agregó Carlotto.

El abogado de Abuelas, Alan Iud, aseguró por su parte que: “En todo caso la causa podrá quedar, si se quiere, suspendida o no, eso tendrá que resolver la jueza en función de cómo también categorizan los delitos reprochados a Herrera de Noble que como se dice en el informe, lo que leyó Estela recién, algunos de ellos ya están comprobados, en todo caso lo que se discute es la prescripción pero está fuera de duda que la adopción fue ilegal y en ese sentido tendrá que tomar la jueza una definición”. La afirmación de Iud difiere de la sentencia de la Cámara Federal de San Martín que resolvió en 2003 que no había méritos en la causa para sostener que hubo falsificaciones en las adopciones.

“Ya está, la justicia ya dispuso que queden en el Banco Nacional de Datos Genéticos sus muestras, porque así lo dice la ley y así se ha hecho con todos los demás casos. Entonces esto está fuera de discusión”, agregó el abogado.

La entrega de muestras y su posterior cotejo con todo el BNDG fue un pedido voluntario de los hermanos Noble Herrera el pasado 17 de junio, pese a que el fallo de Casación ponía límites.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.