Condicional para conductor ebrio que mató a una mujer

Av. Zanni

La tragedia ocurrida en avenida Zanni de Paraná se resolvió mediante un juicio abreviado. El imputado no podrá manejar por seis años

Un hombre conducía alcoholizado su vehículo, con el cual atropelló y mató a una mujer en avenida Zanni, de Paraná. Esta grave imprudencia que podría valerle la cárcel, coincide con circunstancias atenuantes, como el hecho de que la víctima iba caminando por el asfalto, con ropa oscura y bajo una lluvia torrencial, así como el pésimo estado de la calle. Por esto, se acordó una pena de prisión condicional, así como la inhabilitación para conducir vehículos.

El acuerdo de juicio abreviado fue presentado ayer ante el juez de Garantías Elvio Garzón, firmado por las tres partes intervinientes en el proceso: tanto el fiscal Juan Francisco Ramírez Montrull, como la querella que representó a la familia de la víctima y la defensa del imputado.

El siniestro vial ocurrió en la madrugada del 8 de abril de 2018, cuando Julia Margarita Gálvez, de 54 años, perdió la vida al ser embestida por un auto Chevrolet Corsa II, conducido por Silvio Cardoso, en Zanni poco antes de la intersección con calle Villa Seguí.

La mujer iba caminando en sentido hacia el norte, al igual que se dirigía el auto, conducido por el hombre de 35 años. Según se informó a UNO, al momento del impacto llovía copiosamente en la zona sur de Paraná, lo que ocasionó la formación de grandes charcos de agua sobre el asfalto, sumamente deteriorado. En una avenida sin el elemental cordón cuneta, el agua tapaba cualquier límite entre cinta asfáltica y vereda. Además, se indicó que el vehículo no presentaba ningún desperfecto que ocasionara la tragedia: los frenos, los limpiaparabrisas y las luces funcionaban correctamente.

El auto impactó con la parte frontal a la víctima, quien golpeó su cabeza contra el parabrisas y luego cayó al asfalto. Según lo señalado por el médico forense que practicó la autopsia, se constató en el cuerpo de la mujer un golpe en la pierna derecha y en el cráneo.

El conductor del auto fue detenido en el momento y trasladado a la Alcaidía de Tribunales. Le practicaron extracción de sangre y orina, muestras que fueron enviadas al Laboratorio de Criminalística para establecer si estaba bajo efectos del alcohol o de estupefacientes. El informe respectivo enviado a la Fiscalía fue contundente respecto de niveles de alcohol elevados.

En el lugar del hecho trabajaron los peritos de la División Accidentología Vial (de la Dirección Criminalística) para conocer la dinámica del hecho. Debido a las condiciones climáticas y al agua acumulada sobre la calle, la recolección de indicios fue más difícil que lo habitual, por lo cual no se pudo establecer en forma objetiva la velocidad a la que transitaba el auto al momento de chocar a la mujer.

El único testigo del hecho fue el acompañante de Cardoso, quien abonó la versión de que la víctima iba caminando por el asfalto, en la mano por la que se dirigía el vehículo. Posiblemente, esto se debió a que las condiciones deplorables de la calle y las veredas obligaron a la mujer a caminar por allí para esquivar los charcos y el barro.

De todos modos, esto no eximió de responsabilidad a Cardoso. En la Investigación Penal Preparatoria lo imputaron por el delito de Homicidio culposo. Tras la remisión de la causa a juicio, ya había habido un acuerdo de juicio abreviado, que fracasó por la falta de acuerdo de la querella. No obstante, según se informó, la familia de la víctima finalmente decidió firmar el abreviado para evitar el debate. Por esto es que ayer, finalmente, el imputado aceptó ante la Justicia su culpa en la tragedia, y consintió cumplir la pena de tres años de prisión condicional, así como el doble de tiempo (seis años) de inhabilitación para conducir vehículos y el cumplimiento de reglas de conducta.

La semana que viene, el 25, el juez dará a conocer el adelanto del veredicto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*